•  
  •  
 

Digital Object Identifier (DOI)

https://doi.org/10.19052/ruls.vol1.iss76.12

Resumen

La incorporación de la mujer a la universidad colombiana comenzó durante la década de los treinta en carreras como Derecho, Odontología, Medicina y Educación; en Medicina Veterinaria se inició hacia fines de los cuarenta, cuando Lily Plazas fue aceptada en la Facultad de Medicina Veterinaria de la Universidad Nacional de Colombia, donde obtuvo su grado en 1951. En la década de los sesenta, se presentó un incremento en la matrícula femenina que llegó al 19 %; 26 % en los setenta; 47 % en los ochenta, y 52 % en los noventa. La diferencia de género actual es apreciable: en varios programas la participación de la mujer supera el 65 %. Las médicas veterinarias han desarrollado brillantes labores en el ejercicio profesional, la docencia, la investigación, los gremios y los servicios de salud pública. Martha Moreno de Sandino fue una protagonista de la investigación y de la dirección académica, la primera decana de la Facultad de Medicina Veterinaria y de Zootecnia de la Universidad Nacional de Colombia, adelantó reformas académicas y gestionó la apertura de la maestría, y coordinó el diseño y la aprobación del doctorado.

Palabras clave

mujer, dirección académica, investigación, hipertensión pulmonar, endotelio

Páginas

157 - 178

Tipo de documento

Artículo

Licencia Creative Commons

Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 4.0 License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 4.0 License.

Compartir

COinS